Archive for 19/12/06

Dos canciones anarquistas


Defiéndete, pueblo
contra tus tiranos
hasta que consigas
un mundo de hermanos.

Defiende tu idea
de la tiranía,
que tu vida sea
en plena anarquía.

Luchemos hombres conscientes
defendiendo nuestra vida y dignidad;
despejemos nuestras mentes,
implantemos nuestra ansiada sociedad.

La anarquía es orden
y amor a la ciencia,
el funesto Estado
es la violencia.
Rompe tus cadenas
no las sufras más
si sabes romperlas
tendrás la libertad.

A vivir como hombres libres;
anarquistas; imponed vuestra moral
superior a la burguesía,
destruyamos para siempre al capital.

Luchemos obreros
por el anarquismo,
ideal hermoso
lleno de altruismo.
Redímete pueblo
de la autoridad,
que mata y oprime
con impunidad.

No ya más explotadores,
resplandezca ya en la tierra la igualdad,
a luchar los productores
por un mundo de justicia y de equidad.

Desnudos nacimos
hombre y mujeres
igual en derechos
igual en deberes
Iguales nos hizo
la naturaleza,
iguales seremos
en la madre tierra.

Ya no más pobres ni ricos,
suprimamos de una vez la esclavitud
Es misión del anarquismo
si lo sabe defender la multitud.

Otra más:

AMARRADO A LA CADENA

Amarrado a la cadena
de la inicua explotación
con amor camina el paria
hacia la revolución

Marcha en pos de la anarquía,
y el yugo debe finir
con amor, paz y alegría
de una existencia feliz.

Donde los hombre sean libres,
libres cual la luz del sol,
donde todo sea belleza,
libertad, flores y amor.

¡Libertad amada,
tu eres mi único anhelo,
tu eres mi ensueño,
tu eres mi amor!

En la celda del castillo
de Montjuich, número cuatro
no llevaron conducidos
presos e incomunicados

Sin delito cometido
nos llevan a prisión,
debilitan nuestras fuerzas
y aumentan nuestro valor.

Ya cansado estoy del yugo,
obreros, no más sufrir,
que el burgués es un verdugo,
tirano y policía vil.

¡Libertad amada,
tu eres mi único anhelo,
tu eres mi ensueño,
tu eres mi amor!

Las cárceles y castillos
tendremos que derribar,
nos engañan los caudillos,
nos roban la libertad.

cortesía de Nieveazulada

Son hombres que se mueren sin haber visto la mar


Dedico esta canción a todos los campesinos extremeños y a sus descendientes:
Son hombres que se mueren sin haber visto la mar
Pablo Guerrero
Los siglos de silencio, que tanto pesan,
te duelen más, amigo, que la tristeza,
que la tristeza, que la tristeza
de ver que es  para el amo lo que tú siembras.
 

Por ahí van, por ahí van,
son hombres que se mueren sin haber visto la mar.

Trabajaron cien años,  que consiguieron,
la sombra de una encina cuando murieron,
cuando murieron, cuando murieron
cubrió por fin la tierra todos sus sueños.

Por ahí van, por ahí van,
son hombres que se mueren sin haber visto la mar.

La voz del campesino, que fue escondida,
entre cerros y valles, campo y fatiga,
campo y fatiga,  campo y fatiga
fueron voces sin eco, toda su vida.

Por ahí van, por ahí van,
son hombres que se mueren sin haber visto la mar.

Pero tu voz dormida, no es para siempre,
puedes cantar ahora, grita más fuerte,
grita más fuerte, grita más fuerte
no pidas por favor lo que te deben.

Por ahí van, por ahí van,
son hombres que se mueren sin haber visto la mar.

Negra sombra


Disculpadme si estoy algo sombrío estos días. De cualquier manera, nunca dejaría de colgar esta joya del “folklore” poético gallego que es “Negra sombra”: la letra es de la gran Rosalía de Castro, y la música de Juan Montes Capón. Realizaron excelentes versiones, entre otros, Bibiano, Amancio Prada, Milladoiro, Luz Casal…
NEGRA SOMBRA
(letra: Rosalía de Castro,
música: Juan Montes Capón) 

Cando penso que te fuches
Negra sombra que m’asombras
O pe d’os teus cabezales
Tornas facéndome mofa

Cando maximo qu’es ida
N’o mesmo sol te m’amostras
Y eres á estrela que brila
Y eres ó vento que zoa

Si cantan, es ti que cantas
Si choran, es ti que choras
Y es ó marmurio d’o rio
Y es á noite y es á aurora

En todo estás e ti es todo
Pra min y en min mesma moras
Nin me deixarás nunca
Sombra que sempre m’asombras

¡Aiii!

Cuando pienso que te fuiste,/ negra sombra que me asombras,/ al pie de tus almohadas/ te giras haciéndome burla.// Cuando imagino que te has ido/ en el mismo sol te me muestras/ y eres la estrella que brilla/ y eres el viento que ulula.// Si cantan, eres tú quien canta,/ si lloran, eres tú que lloras,/ y eres el murmullo del río,/ y eres la noche y eres la aurora.// En todo estás y eres todo/ para mí y en mí misma moras/ ni me dejarás nunca,/ sombra que siempre me asombras.

A %d blogueros les gusta esto: