Nenos orfos con cabalos ao fondo


Portada LPEste poema de Celso Emilio Ferreiro, publicado en su libro Longa noite de pedra (1962), es de difícil comprensión, como la mayoría; Celso consigue un ambiente nocturno y lúgubre que encierra una denuncia contra su tiempo, en el que quisiera ser una luciérnaga que sirviera de faro a los hombres que recorren los caminos en plena noche.

En 1978, la cantautora gallega Pilocha, en su primer LP con su mismo nombre, publicaba una versión cantada de este poema con la música de inspiración céltica y medieval del miembro fundador de Milladoiro Antón Seoane, que sirve de marco perfecto para la letra.

Oír: http://www.goear.com/listen/604bec9/nenos-orfos-pilocha

Nenos orfos con cabalos ao fondo

Pasaron os cabalos da noite
e veu a ialba.
Madre,
iste é o país do pranto.
Pasaron os cabalos da noite
agallopando.
Madre,
iste é o país do pranto.
Coma un vagalume senlleiro,
estar quixera
cheo de luz nos carreiros.
Pasaron os cabalos da noite
coma un vento mouro.
Madre,
os cabalos deixáronme orfo.

Niños huérfanos con caballos al fondo

Pasaron los caballos de la noche/ y vino el alba./ Madre, éste es el país del llanto./ Pasaron los caballos de la noche/ galopando./ Madre,/ éste es el país del llanto./ Como una luciérnaga solitaria,/ estar quisiera/ lleno de luz en los caminos./ Pasaron los caballos de la noche/ como un viento negro./ Madre,/ los caballos me dejaron huérfano.

Celso Emilio Ferreiro

A %d blogueros les gusta esto: