Posts Tagged ‘Paul McCartney’

Dios nos salve de la Reina… de la monarquía


Sex_Pistols_-_God_Save_the_QueenÉsta no es una entrada tanto para atacar a la reina de Reino Unido (Inglaterra, Gales, Irlanda del Norte, y quién sabe si seguiremos hablando de Escocia como miembro), o a los fastos de su “Jubileo” en estos tiempos de crisis económica, sino más bien para reivindicar el rock como arma crítica y rebelde cuando es necesario (nunca me ha gustado el “provocar por provocar” o el criticar por criticar), pues no me hizo demasiada gracia saber que hubo cantantes y grupos de rock que actuaron en la celebración (por suerte, no idolatro a ninguno de ellos): no les voy a atacar a ellos por su decisión de tocar, quizás sean amigos de la reina, etc., pero sí mostrarme crítico con ellos, porque pienso que el día que el arte se ponga del todo del lado de los poderes institucionalizados, en cuanto éstos representen una diferencia entre ciudadanos, estaremos bien, pero que bien, jodidos, pues ya sí que no nos quedará nada. Que ya nos hemos olvidado de cuando éramos hippies y nos censuraban las canciones, ¿no, Mr. Paul “Devolved Irlanda a los Irlandeses” McCartney?

Sid Vicious y Johnny RottenEn 1977, en el Jubileo de la reina, una panda de desarrapados, groseros y estrafalarios punkies bajaron, como es la tradición de esta celebración, por el río Támesis en una barcaza, tocando la canción que les había lanzado tanto al éxito como a ser los abanderados del punk-rock británico (no el primero, según algunos, pero sí el más genuino y representativo): eran los Sex Pistols, tocando su “God save the Queen”, una canción definida por algunos de sus detractores más rancios como un insulto hacia la corona y hacia la nación, pues su nada reverencial canción tenía el nombre del himno británico. El grupo y su mánager fueron arrestados, pero por un incidente algo ajeno a esto (según la wiki); incluso alguno de sus miembros niega que esto hubiera sido premeditado. Para la crítica hostil, quitando lo de los ataques a los símbolos patrios, los Sex Pistols y su himno eran la provocación por la mera provocación; para otros, suponía una burla cruel contra el pueblo británico. Pero su cantante Johnny Rotten se declaraba en estos términos: "No se escribe una canción como ‘God Save the Queen’ porque odies a los ingleses. Se escribe una canción así porque los amas y estás cansado de que los maltraten" (http://es.wikipedia.org/wiki/God_Save_the_Queen_%28canci%C3%B3n_de_Sex_Pistols%29). Y es que hay que aclarar una cosa: en aquellos días, debido a los conflictos de Oriente Medio y otras cosas, también se vivía una crisis económica brutal a escala mundial que se traducía en un inmenso paro, y resultaba bastante indecente engañar a los británicos (no sólo a los ingleses, pues esto afecta también a los galeses, a los escoceses, a los nor-irlandeses y a otros sitios de ultra-mar como Gibraltar y las colonias que aún mantuviera la corona) con semejantes fastos mientras cientos de obreros engrosaban las filas del paro y el desempleo juvenil alcanzaba una cuota tan alta; en vez de darles trabajo, les daban una Union Jack y a jalear vivas a su reina y a su heredero. “God Save the Queen”, cuyas estrofas Rotten canta como shave, pareciendo decir “Dios afeite a la reina”, era, en realidad, el grito de rabia de una juventud harta de ser engañada, que sentía que no tenía futuro alguno, y que encima les decían que ante los símbolos de la patria debían o de callar o de jalear sus fórmulas… Y aplíquese esto a toda monarquía actual.

God Save the Queen

God save the queen her fascist regime
it made you a moron a potential H bomb!

God save the queen she ain’t no human being
there is no future in England’s dreaming

Don’t be told what you want don’t be told what you need
there’s no future no future no future for you

God save the queen we mean it man
we love our queen god saves

God save the queen ‘cos tourists are money
and our figurehead is not what she seems
Oh god save history god save your mad parade
Oh lord god have mercy all crimes are paid

When there’s no future how can there be sin
we’re the flowers in the dustbin
we’re the poison in your human machine
we’re the future your future

God save the queen we mean it man
we love our queen god saves

God save the queen we mean it man
there is no future in England’s dreaming

No future for you No future for me
No future no future for you

https://www.antiwarsongs.org/canzone.php?id=1767&lang=en&justlyrics=1

Dios salve a la Reina

Dios salve [Alt. guarde] a la Reina, su régimen fascista,/ te volvieron imbécil, una bomba H en potencia.// Dios salve a la reina, ella no es un ser humano/ No hay futuro en el sueño de Inglaterra// Que no te ordenen lo que quieres, que no te ordenen lo que necesitas/ no hay futuro, ningún futuro, ningún futuro para ti.// Dios salve a la reina, lo decimos en serio tío/ amamos a nuestra reina que dios guarda.// Dios salve a la reina, porque los turistas son dinero/ y nuestra figura representativa* no es lo que parece/ Oh dios salve la historia, dios salve vuestro demente desfile [Alt. alarde]/ Oh señor, que dios se apiade, todos los crímenes se pagan// Cuando no hay futuro cómo puede haber pecado/ somos las flores en el cubo de basura/ somos el veneno de vuestra máquina humana/ somos el futuro, vuestro futuro// Dios salve a la reina, lo decimos en serio tío/ amamos a nuestra reina que dios guarda// Dios salve a la reina, lo decimos en serio tío/ no hay futuro en el sueño de Inglaterra// Ningún futuro para ti, ningún futuro para mí/ ningún futuro, ningún futuro para ti.

Steve Jones, Glen Matlock & Johnny Rotten

Nota:

* Figurehead, entre otras cosas, significa en inglés algo así como “una persona representativa, con un poder simbólico pero no efectivo”: lo propio de una monarquía parlamentaria y democrática, como “nuestro” Juan Carlos.

Bungaló King


jc1-elefanteQuizás esto llegue tarde, pero es que tenía cosas pendientes (y una que no he acabado). Sobre el asunto éste no podemos añadir nada más de lo que se ha dicho: no sólo ha sido frívolo y desacertado, sino que es criticable, a nivel mundial, que una panda de millonarios se reúnan para matar a unos animalitos indefensos, como son los elefantes, especie en peligro de extinción (¿a cuántos miembros de culturas tribales no se les habrá puesto multas e incluso cárceles por matar esta especie, pero sólo por su tradición y necesidad, y no por diversión?). No estoy muy puesto en el mundo de la caza, pero creo que, si es por deporte (?), no me parece una gran hazaña cazar a un animal tan pacífico y, en principio, inofensivo. Pero en fin…

bungalow_billEl caso es que esta historia me recordó a una canción de los Beatles, aunque sea una pieza menor de su repertorio, que tiene una curiosa historia detrás bastante semejante, aunque en ésta, el elefante sea elemento de caza y no cazado. John Lennon explicaba la génesis de esta curiosa canción, abierta con un interludio de [falsa] guitarra flamenca, a la revista Playboy: “‘Bungalow Bill’ fue escrita sobre un tipo del campo de meditación del Maharishi que se tomó un breve descanso para irse a disparar a unos cuantos pobres tigres, y luego volvió a comulgar con Dios” (del enlace de la wikipedia, la traducción es mía). Mia Farrow (véase el mismo enlace) corroboraba la historia casi perfectamente, salvo por el hecho de que el tío en cuestión no se llamaba Bill, sino Rik. Se trataba de un tal Richard Cooke III, hijo de Nancy Cooke de Herrera, una de aquellas millonarias locas por las religiones ajenas a occidente (personas que agradaban a los líderes “religiosos” como el Maharishi, a quien no le preocupaba si las enseñanzas milenarias morales y religiosas eran malentendidas por sus millonarios alumnos, si con eso consigue algo de publicidad); ciertamente, esta señora, que, al parecer, ha escrito mucho sobre el hinduismo, relata que, efectivamente, la canción está basada en un suceso que le ocurrió a su hijo, el cual vino a estar unos días con ella, y un día se fueron los dos, con otros “alumnos” y guías locales a lomos de un elefante a cazar un tigre: al parecer, era una atracción turística. El caso fue que un tigre sorprendió al contingente de cazadores; Rik mató al tigre de un disparo y posó con su presa. De vuelta al ashram, todos los habitantes de sus bungalós reconocieron la hazaña de Rik y la necesidad de haberlo hecho, a excepción del siempre sarcástico Lennon, que le dijo: “¿Pero no llamarías un poco a eso destructor de la vida?” Y es que no deja de ser paradójico que aquellos millonarios se reunieran para aprender un poco de religión hindú y luego se fueran a cazar una forma de vida…Pero al Maharishi, mientras lo vendieran bien, le daba igual (creo que este capítulo fue casi decisivo para que Lennon y George Harrison decidieran romper con el supuesto místico).

Una curiosidad: ésta es la primera canción en la que interviene Yoko Ono, interpretando lo que dijo la señora Cooke de Herrera ante la hiriente anotación de John; también interviene en los coros Maureen Starkey, la esposa de Ringo:

The Continuing Story of Bungalow Bill

Hey, Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill
Hey Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill

He went out tiger hunting with his elephant and gun
In case of accidents he always took his mom
He’s the all American bullet-headed Saxon mother’s son
All the children sing

Hey, Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill
Hey Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill

Deep in the jungle where the mighty tiger lies
Bill and his elephants were taken by surprise
So Captain Marvel zapped him right between the eyes
All the children sing

Hey, Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill
Hey Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill

The children asked him if to kill was not a sin
"Not when he looked so fierce" his mommy butted in
If looks could kill it would have been us instead of him
All the children sing

Hey, Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill
Hey Bungalow Bill
What did you kill, Bungalow Bill…

http://www.stevesbeatles.com/songs/the_continuing_story_of_bungalow_bill.asp

La historia continua de Bungaló Bill

Eh, Bungaló Bill/ ¿Qué mataste, Bungaló Bill?…// Salió a la caza de tigre con su elefante y su arma/ En caso de accidentes siempre llevaba a su mamá/ Él es el todo americano adicto a las balas hijo de madre sajona/ Todos los niños cantan.// (…)// En lo profundo de la selva donde el poderoso tigre yace/ Bill y su elefante fueron tomados por sorpresa/ Entonces el Capitán Marvel se lo cargó justo en medio de los ojos./ Todos los niños cantan.// (…)// Los niños le preguntaron si matar no es un pecado/ “No cuando parece muy feroz” interrumpió su mamaíta/ Si parece que podría matarlo podríamos haber sido nosotros en vez de él/ Todos los niños cantan…

John Lennon & Paul McCartney

Una nota acerca de Las aventuras de S. M. el Rey de España… He sabido lo que ha dicho sobre él la antaño admirada Brigitte Bardot, pero no puedo compartirlo: la otrora sex-symbol se ha mostrado a menudo como una gran defensora de la naturaleza, del trato ético y de los derechos animales, pero a la vez, y sepa usted a tenor de qué, ha apoyado y votado al funesto partido ultraderechista de Francia, Frente Nacional. Soy ecologista, aunque no radical, pero nunca voy a “casarme” con quien defiende los derechos los animales y no los humanos, y viceversa. Recordamos que también Adolf Hitler era un entusiasta amante y defensor de los animales… Si ambas cosas no van unidas, para mí no tiene validez. Por otro lado, estoy por hacerme ferviente seguidor de esta milenaria deidad:

ganesh

(EDIT)

Y, finalmente, diremos que no nos caen bien los reyes que matan elefantes… Otra cosa son los reyes que los montan, como Bob Hite, todo un rey del blues:

15704_409256137164_406702762164_5526369_2211190_n

Sleepy Lennon


Fotograma de la película "Magical Mistery Tour"En 1965, John Lennon declaraba a su amiga, la periodista Maureen Cleave, para su artículo “How does a Beatle live? John Lennon lives like this” (¿Cómo vive un Beatle? Así vive John Lennon) –el mismo del “más populares que Jesús”-, que una de sus aficiones favoritas era, ni más menos, dormir largas horas. Cleave escribía: “Puede dormir casi indefinidamente, es probablemente la persona más perezosa de Inglaterra”. Así que, al año siguiente, Lennon escribía una de sus canciones “personales”, que fue incluida en el revolucionario disco Revolver, en la que reivindicaba su pasión por la práctica del descanso y su indiferencia hacia quien pensaba de él como un vago. Hay sólo una cosa que me molesta un poco de la canción, y vuelve a ser un poco esa indolencia de estrella del pop que luego Lennon redimiría; cuando dice “Corriendo a todas parte a tanta velocidad/ hasta que descubren que no es necesario”, en referencia a esas personas: lo que molesta un poco es esa consideración; quizás una estrella de la música pudiera pasarse días enteros en la cama sin hacer nada (¡suertudos!), pero para el común de los mortales, eso no suele ser así, aunque confieso que sí que comparto parte de esa visión, yo, seguidor de la enseñanza de Machado de “a lomos de mula vieja”, cuando veo gente que corre por las calles y los metros, a veces sin necesidad real alguna… Pero ya que corren, con necesidad o sin ella, podrían al menos no atropellar a las personas que no corren, o al menos no tanto. Aunque también es molesta la actitud de quien no tiene prisa y va caminando, como si aún fuera ayer, en medio del camino, entorpeciendo a los que sí tienen prisa o, simplemente, caminan más rápido. Con este ridículo excurso sólo pido un poco de urbanidad, civismo y, claro está, respeto mutuo.

I’m only sleeping

When I wake up early in the morning
Lift my head, I’m still yawning
When I’m in the middle of a dream
Stay in bed, float up stream (float up stream)
Please, don’t wake me, no, don’t shake me
Leave me where I am, I’m only sleeping

Everybody seems to think I’m lazy
I don’t mind, I think they’re crazy
Running everywhere at such a speed
Till they find there’s no need
Please don’t spoil my day, I’m miles away
And after all I’m only sleeping

Keeping an eye on the world going by my window
Taking my time

Lying there and staring at the ceiling
Waiting for a sleepy feeling
Please don’t spoil my day, I’m miles away
And after all I’m only sleeping

Keeping an eye on the world going by my window
Taking my time

When I wake up early in the morning
Lift my head, I’m still yawning
When I’m in the middle of a dream
Stay in bed, float up stream
Please don’t wake me, no don’t shake me
Leave me where I am, I’m only sleeping.

http://www.beatlweb.com/letras%20revolver/canciosleeping.htm

Sólo estoy durmiendo

Cuando me levanto temprano por la mañana/ alzo mi cabeza, todavía estoy bostezando./ Cuando estoy en medio de un sueño/ me quedo en la cama, floto en la corriente (floto en la corriente)/ Por favor, no me despiertes, no, no me zarandees/ déjame donde estoy, sólo estoy durmiendo.// Todo el mundo parece creer que soy perezoso/ No me importa, creo que están locos./ Corriendo a todas parte a tanta velocidad/ hasta que descubren que no es necesario/ Por favor no arruines mi día, estoy a millas de distancia/ y después de todo sólo estoy durmiendo.// Teniendo un ojo en el mundo que pasa cerca de mi ventana/ tomándome tiempo.// Yaciendo ahí contemplando el techo/ esperando a tener algo de sueño./ Por favor no arruines mi día, estoy a millas de distancia/ y después de todo sólo estoy durmiendo…

John Lennon – Paul McCartney

We can work it out


We can work it out

Try to see it my way,
Do I have to keep on talking till I can’t go on?
While you see it your way,
Run the risk of knowing that our love may soon be gone.
We can work it out,
We can work it out.

Think of what you’re saying.
You can get it wrong and still you think that it’s alright.
Think of what I’m saying,
We can work it out and get it straight, or say good night.
We can work it out,
We can work it out.

Life is very short, and there’s no time
For fussing and fighting, my friend.
I have always thought that it’s a crime,
So I will ask you once again.

Try to see it my way,
Only time will tell if I am right or I am wrong.
While you see it your way
There’s a chance that we may fall apart before too long.
We can work it out,
We can work it out.

Life is very short, and there’s no time
For fussing and fighting, my friend.
I have always thought that it’s a crime,
So I will ask you once again.

Try to see it my way,
Only time will tell if I am right or I am wrong.
While you see it your way
There’s a chance that we may fall apart before too long.
We can work it out,
We can work it out.

Podemos solucionarlo

WorkdayIntenta verlo a mi manera,/ ¿tengo que seguir hablando hasta que no pueda más?/ Mientras lo ves a tu manera,/ corres el riesgo de saber que nuestro amor podría acabarse pronto./ Podemos solucionarlo,/ podemos solucionarlo.// Piensa en lo que estás diciendo./ Puedes estar equivocada y todavía piensas que está bien./ Piensa en lo que estás diciendo,/ podemos solucionarlo y entendernos, o decir buenas noches./ Podemos solucionarlo,/ podemos solucionarlo.// La vida es muy corta, y no hay tiempo/ para preocuparse y luchar, amigo./ Siempre he pensado que es un crimen,/ así que te lo preguntaré una vez más.// Intenta verlo a mi manera,/ sólo el tiempo dirá si tengo razón o estoy equivocado./ Mientras lo ves a tu manera/ hay una posibilidad de que rompamos en poco tiempo./ Podemos solucionarlo,/ podemos solucionarlo…

John Lennon & Paul McCartney

Versión de Deep Purple

Strawberry fields forever: Nostalgia en Almería


Portada del sencilloEl período comprendido entre 1966 y 1967 se cerraba para los Beatles con un hastío y un hartazgo tremendo para los cuatro miembros: las giras eran demasiado grandes y frenéticas, y no les permitía hacer lo que realmente querían hacer entonces: experimentar con la música y apartarse del rock’n’roll básico para ello, con dos álbumes revolucionarios como eran Rubber soul y Revolver (1965 y 1966 respectivamente). Unir a esto los incidentes sucedidos en un mundo revuelto y cambiante, en el que la juventud reaccionaba contra el establishment conservador vigente desde la posguerra y la reacción contra esto de grupos conservadores y de ultra-derecha tanto en los países democráticos como dictatoriales: el “asunto Jesucristo” reunía en Estados Unidos al KKK y otros grupúsculos fascistas y de supremacía blanca, que ya les tenían tirria desde hace tiempo, en torno a hogueras y cruces ardiendo en donde se quemaban sus discos y demás productos derivados; en Japón, estudiantes de ultraderecha animados por los rancios “samuráis” nostálgicos del Imperio, se movilizaban contra estos “demonios occidentales” que iban a profanar sus recintos sagrados, como el Budokán (posteriormente, otros artistas, como Bob Dylan y Deep Purple, tocaron en ese recinto, hasta entonces reservado a la práctica de las artes marciales); y el gran incidente filipino, en donde la primera dama Imelda Marcos, sintiéndose agraviada por el “desaire” hacia ella, moviliza a todas las fuerzas afines a su marido, el dictador Ferdinand Marcos, para dejarles bien claro que allí no eran bienvenidos nunca más (hay que decir que tal desaire se debió a la negativa de los Beatles a asistir a la recepción que esta señora quiso ofrecer, probablemente para su gloria y dar una imagen de supuesta modernidad; la negativa de los Beatles, que ignoraban un poco qué clase de país era entonces Filipinas, no se debió a un asunto político o de protesta, sino porque estaban cansados y aquél era su único día libre, ni siquiera sabrían que el evento iba a ser televisado –y aun así lo fue, pero de manera contraria, mostrando un programa horrible con niños llorando y la señora esta furiosa por el desagravio-; pero más tarde, cuando supieron quiénes eran los Marcos, se sintieron muy orgullosos de lo que habían hecho). Así que los cuatro músicos de Liverpool se sentían hastiados, deprimidos, desanimados, desencantados y, hasta cierto punto, enfadados con una audiencia que ni siquiera los escuchaba, sino que se dedicaba a gritar, llorar e incluso tratar de acercarse al escenario: cosa que, con las amenazas recientes, les asustaba demasiado (el primer amenazado, curiosamente, fue Ringo Starr en Estados Unidos –¿o era en Canadá?-, durante la primera gira, por parte de un grupo de supremacía que no veía más allá del tópico y pensaban que sólo los judíos tenían narices prominentes). Así que, prácticamente tras la finalización de Revolver, el grupo anuncia la suspensión de las giras y se toma unas vacaciones.

Straberry_field_signLas vacaciones de los Beatles fueron bastante productivas para todos ellos. George Harrison se va a la India a profundizar en su nueva pasión: la cultura y la música hindú; Paul McCartney colabora con George Martin, el productor de los Beatles, en la composición de la banda sonora de la película The Family Way (Roy Boutling, 1966); y Ringo Starr decide viajar a Almería, en donde John Lennon se encontraba actuando en el rodaje de la película Cómo gané la guerra, una divertida y satírica producción sobre la II Guerra Mundial dirigida por Richard Lester. Durante ese rodaje, Lennon, invadido por cierta nostalgia, escribe “Strawberry fields forever”. La canción hace referencia a un orfanato propiedad del Ejército de Salvación, llamado “Strawberry Field” (el campo de fresas) cercano a la casa de su tía (que se había hecho cargo de su tutela), en donde cuando era pequeño se hacían fiestas y en cuyas inmediaciones jugaba con sus amigos. El tema de la canción, como declararía en 1980, a parte de la nostalgia por la infancia, era la percepción que durante su niñez y su adolescencia tuvo de ser diferente a los demás, y concluía que, básicamente, la canción era un psicoanálisis hecho música. Se lanzó como sencillo en 1967, junto con el tema de Paul McCartney, también de corte nostálgico, “Penny Lane”, y, posteriormente, ambas canciones se incluyeron para completar el disco que recogía la banda sonora de Magical Mistery Tour. A parte de lo surrealista de la letra, la canción presenta una novedad: es la primera vez que la banda utiliza un mellotrón: un instrumento popularizado ya por los fabulosos Moody Blues, que, mediante cintas pregrabadas y pulsando unas teclas, reproducía cualquier sonido; y un pseudofinal, con un final que volvía tras una pausa, de desmadre sonoro psicodélico, en el que Lennon decía unas palabras que muchos interpretaron como “Enterré a Paul”, acrecentando la leyenda de la muerte de Paul McCartney, cuando en realidad decía “salsa de arándanos” (“I buried Paul” – “Cranberry sauce”). Para la canción, como habían comenzado a hacer algunos grupos, se realizó un vídeo promocional que ya no era la banda sólo tocando la canción, sino que contenía un montaje algo más artístico: el videoclip estaba naciendo, y alcanzaría su perfección con el vídeo promocional del “Bohemian rapsody” de Queen:

Strawberry Fields Forever

Let me take you down
‘cos I’m going to Strawberry Fields
Nothing is real
And nothing to get hungabout
Strawberry Fields forever

Living is easy with eyes closed
Misunderstanding all you see
It’s getting hard to be someone
But it all works out
It doesn’t matter much to me

Let me take you down
‘cos I’m going to Strawberry Fields
Nothing is real
And nothing to get hungabout
Strawberry Fields forever

No one I think is in my tree
I mean it must be high or low
That is you can’t you know tune in
But it’s all right
That is I think it’s not too bad

Let me take you down
‘cos I’m going to Strawberry Fields
Nothing is real
And nothing to get hungabout
Strawberry Fields forever

Always, no sometimes, I think it’s me
But you know I know when it’s a dream
I think I know I mean a "Yes"
But it’s all wrong
That is I think I disagree

Let me take you down
‘cos I’m going to Strawberry Fields
Nothing is real
And nothing to get hungabout
Strawberry Fields forever.

http://www.beatlweb.com/letras%20magmytour/cancioforever.htm

(con traducción alternativa)

Campos de fresas para siempre

Déjame llevarte/ porque voy a los campos de fresas/ Nada es real/ y nada por lo que preocuparse/ Campos de fresas para siempre.// Vivir es fácil con los ojos cerrados/ malentendiendo todo lo que ves/ Se hace difícil ser alguien/ pero todo se resuelve,/ no me preocupa demasiado.// Déjame llevarte/ porque voy a los campos de fresas/ Nada es real/ y nada por lo que preocuparse/ Campos de fresas para siempre.// Nadie, creo, está en mi árbol/ Quiero decir que debe ser alto o bajo/ Es decir que no puedes saber afinarlo/ pero está bien/ Es decir que pienso que está mal del todo// Déjame llevarte/ porque voy a los campos de fresas/ Nada es real/ y nada nada por lo que preocuparse/ Campos de fresas para siempre.// Siempre, no a veces, creo que soy yo/ pero sabes que sé cuándo es un sueño/ Creo que sé que quiero decir “Sí”/ pero todo está mal/ Es decir que creo que no estoy de acuerdo.// Déjame llevarte/ porque voy a los campos de fresas/ Nada es real/ y nada para quedarse colgado/ Campos de fresas para siempre.//

John Lennon & Paul McCartney

Here comes George Harrison!


GeorgeGeorge Harrison fue durante muchos años el Beatle calladito, el amable y tranquilo jovencito medio-irlandés, de acuerdo a la caracterización que la prensa hizo de los rasgos característicos de cada uno de ellos. En las primeras épocas del grupo, Harrison era la tercera voz del coro, pero también voz solista en las versiones de las canciones country y rockabilly, sobre todo de su ídolo, Carl Perkins. Finalmente rompió su timidez inicial y comenzó a presentar al grupo sus canciones, aportando más variedad musical y temática al grupo.

George Harrison14Hacia la mitad de la década de los 60, Harrison comienza a interesarse por la cultura y por la música de la India: se compra un sitar en una de aquellas tiendas underground que comenzaban a surgir por Londres, y le da ese aire místico a la canción “Norwegian wood” del álbum Rubber soul; a partir de entonces, el sitar indio será uno de los instrumentos más demandados por los músicos psicodélicos de a ambos lados del océnao, siendo él junto a Brian Jones de los Rolling Stones (éste más interesado en la música norte-africana) los dos principales exotizadores de la música pop (aunque, en honor a la verdad, ya había elementos exóticos y místicos en el jazz). Durante unas vacaciones en la India, conoce al gran sitarista Ravi Shankar, y con una ingenuidad que el veterano músico indio encontró entre descarada y encantadora, le rogó que le enseñara en pocas semanas las técnicas que él había tardado décadas en aprender y dominar; de ahí surgió una amistad que culminaría en el famoso Concierto por Bangladesh. George Harrison estudia seriamente el hinduismo, al tiempo que se aparta del consumo del LSD –pero no del hachís y de la marihuana-, e intenta propagar sus enseñanzas a través de muchas de sus canciones; su obsesión hinduista le traería algún que otro desengaño, como el descubrir lo realmente terrenal que se escondía tras las palabras y barbas de santo hindú del Maharishi Mahesh Yogi. Muy distinto fue el encuentro con los Hare Krishna del gurú Prabhupada: Harrison abraza abiertamente el krishnaísmo y colabora con ellos a través de su música (siguiendo las enseñanzas de esta religión: “cada cual sirve al Señor de la mejor manera que sabe o puede”). Sin embargo, al contrario que le pasa otros místicos, Harrison nunca dejó las preocupaciones de la tierra, algo que se demuestra en el concierto por Bangladesh, en la participación de la campaña “War is over”, junto a otros músicos amigos, de John Lennon y Yoko Ono, y otra serie de acciones.

Y así, para rendirle homenaje en el aniversario de su muerte, traigo dos canciones que tocó con los Beatles, que son dos de mi favoritas de las suyas. La primera de ellas es esta “It’s all too much”, balada psicodélica escrita en 1967 e inspirada por su primera esposa, que apareció como banda sonora de la película de animación Yellow Submarine:

It’s all too much

It’s all too much, It’s all too much

When I look into your eyes, your love is there for me
And the more I go inside, the more there is to see

It’s all too much for me to take
The love that’s shining all around you
Everywhere, it’s what you make
For us to take, it’s all too much

Floating down the stream of time, of life to life with me
Makes no difference where you are or where you’d like to be

It’s all too much for me to take
The love that’s shining all around here
All the world’s a birthday cake,
So take a piece but not too much

Set me on a silver sun, for I know that I’m free
Show me that I’m everywhere, and get me home for tea

It’s all to much for me to see
A love that’s shining all around here
The more I am, the less I know
And what I do is all too much
It’s all too much for me to take
The love that’s shining all around you
Everywhere, it’s what you make
For us to take, it’s all too much
It’s too much, It’s too much

Es demasiado

Es demasiado, es demasiado// Cuando te miro a los ojos, tu amor está ahí para mí/ y cuanto más entro, más hay para ver.// Es demasiado para que yo lo coja/ el amor que brilla a tu alrededor/ Por todas partes, es lo que haces/ para que nosotros lo cojamos, es demasiado.// Flotando en el arroyo del tiempo, de la vida para la vida conmigo/ no hay diferencia entre donde estés o donde tú quisiera estar.// Es demasiado para que yo lo coja/ el amor que brilla por aquí/ Todo el mundo es una tarta de cumpleaños,/ así que ten un trozo, pero no demasiado.// Dame un sol plateado, porque sé que soy libre/ Enséñame que estoy por todas partes, y llévame a casa para la hora del té.// Es demasiado para que yo lo coja/ un amor que brilla por aquí/ Cuanto más soy, menos sé/ y lo que hago es todo demasiado./ Es demasiado para que yo lo coja/ el amor que brilla alrededor de ti/ Por todas partes, es lo que haces/ para que nosotros lo cojamos, es demasiado…

George Harrison


george-harrisonY la segunda, es otra de sus mejores. Al igual que el “Octopus’ garden” de su amigo Ringo, esta canción nació en los días duros del final de los Beatles, cuando no hacían más que pelearse por todo (durante los ensayos de Let it be, tal y como se ve en la película, Harrison, harto de las imprecaciones de Paul McCartney sobre su forma de tocar una canción, abandona los ensayos bastante dolido), y decidió hacer pellas un día y buscar refugio en la casa de su amigo Eric Clapton: y allí, en un día soleado, tocando la guitarra, nació “Here comes the sun”, que abriría la cara B de Abey road:

Here comes the sun

Here comes the sun
here comes the sun, and I say
it’s all right

Little darling, it’s been a long cold lonely winter
little darling, it feels like years since it’s been here
here comes the sun
here comes the sun, and I say
it’s all right

Little darling, the smiles returning to the faces
little darling, it seems like years since it’s been here
here comes the sun
here comes the sun, and I say
it’s all right

Sun, sun, sun, here it comes
sun, sun, sun, here it comes
sun, sun, sun, here it comes
sun, sun, sun, here it comes
sun, sun, sun, here it comes
sun, sun, sun, here it comes

Little darling, I feel that ice is slowly melting
little darling, it seems like years since it’s been clear
here comes the sun
here comes the sun, and I say
it’s all right
Here comes the sun
here comes the sun, and I say
it’s all right
it’s all right

Ya viene el sol

Y viene el sol/ ya viene el sol, y digo/ que está bien.// Cariñito, ha sido un largo y solitario frío invierno,/ cariñito, se sienten como años desde que estuvo aquí/ Ya viene el sol…// Cariñito, las sonrisas vuelven a las caras/ cariñito, parecen años  desde que estuvo aquí…// Sol, sol, sol, ya viene…// Cariñito, siento que el hielo se está derritiendo lentamente/ Cariñito, parecen años desde que ha estado despejado/ Aquí viene el sol…

Pocos años después, la tocó en acústico en el Concierto Por Bangladesh:

Post-facio: los Grateful Dead interpretando “It’s all too much”:

No resulta fácil… ser el batería de los Beatles


RSeasyEl simpático batería Ringo Starr no despuntó con los Beatles como compositor y vocalista, prefiriendo siempre un cómodo y seguro segundo plano: en la primera etapa el grupo le designaba algunas canciones de rock’n’roll y rythm & blues ajenas, y luego escritas por el binomio Lennon-McCartney, como aquella “Yellow submarine” o “Act naturally”; luego sería la voz de aquel “With a little help from my friends”. La voz de Ringo le daba un toque de color al grupo, ya que, a diferencia de sus compañeros, tenía la voz grave, y por eso quizás no encajaría demasiado bien en los coros. Según McCartney, a Ringo no le gustaba mucho cantar, pero en realidad, como él mismo confesaba, tenía una enorme timidez para presentar sus propias canciones, timidez que vence en el “álbum blanco” con su primer tema, una especie de country titulado “Don’t pass me by”, y, finalmente, su gran tema con el grupo: el inolvidable “Octopus’ garden”. Ya en solitario, compaginando con su eventual carrera de actor cómico, Ringo alterna sus temas propios con temas clásicos de rock’n’roll, al tiempo que colabora en los proyectos de sus tres ex-compañeros, especialmente George. Su primer gran éxito fue este tema, lanzado como sencillo en abril del 71, “It don’t come easy”, en la línea optimista y de buen rollo del gran batería inglés, que traemos a colación del 40º aniversario del Concierto por Bangladesh.

Psicodélico vídeo promocional

It don’t come easy

(It don’t come easy, you know it don’t come easy)
(It don’t come easy, you know it don’t come easy)

Got to pay your dues if you want to sing the blues
And you know it don’t come easy
You don’t have to shout or leap about
You can even play them easy
Forget about the past and all your sorrow
The future won’t last
It will soon be your tomorrow

I don’t ask for much, I only want your trust
And you know it don’t come easy
And this love of mine keeps growing all the time
And you know it don’t come easy
Open up your heart, let’s come together
Use a little luck, and we will make it work out better

Got to pay your dues if you want to sing the blues
And you know it don’t come easy
You don’t have to shout or leap about
You can even play them easy
Please remember peace is how we make it
Here withing your reach, is your freedom to take it

I don’t ask for much, I only want your trust
And you know it don’t come easy
(de de de) growing all the time
And you know it don’t come easy

http://www.letrasmania.com/letras/letras_de_canciones_george_harrison_3751_letras_the_concert_for_bangla_desh_11232_letras_it_dont_come_easy_130112.html

No resulta fácil

(No resulta fácil, sabes que no resulta fácil…)/ Tienes que pagar tus deudas si quieres cantar los blues/ y sabes que no resulta fácil/ no tienes que gritar o brincar por eso/ puedes hasta tocarlos con facilidad/ Olvídate del pasado y toda tu tristeza/ el futuro no durará/ pronto será tu mañana// No pido demasiado, sólo quiero vuestra confianza/ y sabéis que no resulta fácil/ Y este amor mío sigue creciendo todo el tiempo/ y sabéis que no resulta fácil/ Abrid vuestros corazones, juntémonos/ Usad un poco de suerte, y haremos que funcione mejor.// Tienes que pagar tus deudas si quieres cantar los blues/ y sabéis que no resulta fácil/ no tienes que gritar o brincar por eso/ puedes hasta tocarlos con facilidad/ Por favor, recuerda que la paz es cómo nosotros la hagamos/ aquí a vuestro alcance, es vuestra libertad para tomarla// No pido demasiado, sólo quiero vuestra confianza/ y sabéis que no resulta fácil/ (de de de) creciendo todo el tiempo/ y sabéis que no resulta fácil.

Ringo Starr

(NOTA): algunas fuentes afirman como coautor a George Harrison… Aquí le tienes interpretando el tema:

A principios de los 70, una serie de desastres naturales y humanos se cebaron con el Estado de Bangladesh: el resultado concertforbangladesh076fue una intensa hambruna que asoló el país. El maestro Ravi Shankar no sólo le explicó a George Harrison lo que allí pasaba, sino que le pidió ayuda: el resultado fue el primer concierto multitudinario de rock (y música india) por una causa solidaria: The Concert for Bangladesh. Entre muchos amigos e invitados de excepción, se contaba el propio Ringo a la batería, al que se le hizo un hueco para interpretar su tema:

Ya no hay por qué, como dijo John Lennon, esconder el amor


En las vísperas de las fiestas del Orgullo Gay, os traigo una enigmática canción, movido un poco por la indignación que me produce la decisión del Ayuntamiento de Madrid de no dejar poner los escenarios en el barrio de Chueca, decisión promovida por cierta concejala que medró gracias a su marido, ése del bigote, bajito… No, no, el otro, el que sigue vivo. Sospechamos que, detrás de la decisión de la señora que practica segregación frutal (Las peras con las peras tienen que estar/ Las manzanas con las manzanas, etc.), detrás de lo que dice aportar, se ocultan otros motivos que responden más a su posición personal e ideológica que a la “seguridad”. ¡Dejen ya de preocuparse por la salvación de las almas ajenas y ocúpense de las suyas!…que tienen por donde callar. Eso sí, por mucho que sea indignante, por favor, no les sigáis el juego, no caigáis en provocaciones como “acosar” (reproduzco la palabra que se usó en los informativos, a la espera de desmentimiento) al alcalde de Madrid a la puerta de su casa: los que perdéis con esto sois vosotros, y yo quiero que ganéis.

Help! (Remastered)El gran John Lennon, en su juventud, como cualquier muchacho de entonces (fuera lo que fuera), se mostraba a veces muy homófobo, hasta el punto de que llegó a pegar a otro chico cuando éste, tras unas vacaciones que se tomó John con Brian Epstein en Barcelona, le preguntó de malos modos que qué tal el viaje con su novio, haciéndose eco de un rumor malicioso. Pero las conciencias iban cambiando a mediados de los 60, y lo que hasta entonces era una conducta excepcional, la aceptación de la condición homosexual, propia y ajena, se iba convirtiendo en la norma. Brian Epstein era homosexual y judío: esta doble condición (que hubiera dado igual si hubiera sido católico o incluso protestante) le causaba un problema, aunque menor en relación al problema de que por entonces la homosexualidad era delito en la democrática Gran Bretaña; así que Brian tenía que “esconder su amor”. En 1965, para el disco y la película Help!, John escribía,Epstein1 influenciado por Bob Dylan y el naciente folk-rock californiano, “You’ve got to hide your love away”, una balada amorosa “normal” a primera vista; pero para el músico y compositor Tom Robinson no, y declaró que la canción era la primera canción de temática homosexual del pop, y que además estaba dirigida a Brian Epstein. Analizando la letra, descubrimos que Robinson muy probablemente tenga razón, sobre todo, tal y como dice la Wikipedia, John se equivocó al cantar “Two-feet tall” y dijo “Two-foot small”; cuando lo oyó dijo: “..Vamos a dejar esto así. A todos los pseudos realmente les va a encantar” (http://www.beatlesbible.com/songs/youve-got-to-hide-your-love-away/). Hoy, a muchos les gustaría que escondáis vuestro amor: ¡NO LO HAGÁIS!

You’ve got to hide your love away

Here I stand head in hand
Turn my face to the wall*
If she’s gone I can’t go on
Feelin’ two-foot small**

Everywhere people stare
Each and every day
I can see them laugh at me
And I hear them say

Hey you’ve got to hide your love away
Hey you’ve got to hide your love away

How can I even try
I can never win
Hearing them, seeing them
In the state I’m in

How could she say to me
Love will find a way
Gather round all you clowns
Let me hear you say

Hey you’ve got to hide your love away
Hey you’ve got to hide your love away

http://www.sing365.com/music/lyric.nsf/you%27ve-got-to-hide-your-love-away-lyrics-the-beatles/eb2845eeca7d910c48256bc200134fda

Tienes que esconder tu amor

Aquí estoy cabeza en mano/ Giro mi cara a la pared*/ Si se fue no puedo continuar/ sintiéndome pequeño**// En todas partes la gente mira fijamente/ todos y cada uno de los días/ puedo verles riéndose de mí/ y les oigo decir// Eh, tienes que esconder tu amor…// Cómo puedo si quiera intentarlo/ nunca puedo ganar/ oyéndoles, viéndoles/ en el estado en el que estoy (en la condición que soy)***// Cómo pudo ella decirme/ el amor encontrará un camino/ Reúne a todos tus payasos/ déjame oírte decir:// Eh, tienes que esconder tu amor…

John Lennon & Paul McCartney

* Según este enlace, este verso está inspirado por éstos de Dylan:

I can’t understand, she let go of my hand
And left me here facing the wall
I’d sure like to know why she did go
But I can’t get close to her at all

(No puedo entender, se fue de mi alcance/ y me dejó aquí encarado al muro/ Estoy convencido de por qué se fue/ pero no puedo acercarme a ella en absoluto)

I Don’t Believe You (She Acts Like We Have Never Met)
Bob Dylan

Ahora, éstas son elucubraciones mías. Tanto Bob Dylan como Brian Epstein eran judíos; la expresión “encararse contra la pared” de Dylan, en muestra de dolor o lamentación, parece referirse al Muro de las Lamentaciones, presunto resquicio del Templo de Salomón en donde los judíos rezan cara a él. Quizás John, con esta referencia judaica, nos está dando una pista sobre el destinatario de la canción. O quizás, y francamente es lo que creo, aunque la otra posibilidad me llama mucho la atención, todo sea más prosaico y menos romántico y sólo resulte una coincidencia dada porque John sólo quiso reproducir un verso del que se había enamorado.

** Dos pies pequeños viene a significar que no se siente muy orgulloso de sí mismo (http://forum.wordreference.com/showthread.php?t=81086)

*** Jugamos de nuevo a las elucubraciones (dejando el debate abierto): la expresión en inglés es “In the state I’m in”; “state” puede significar “estado” o “condición”, mientras que “I’m (I am)”, primera persona del indicativo del verbo To Be, significa indistintamente “ser” o “estar”. El juego de palabras, la elección de cada significado, nos da dos traducciones relativamente distintas del verso. ¿Es una nueva pista de John? Yo apostaría mi culo a que sí.

Jefferson-Aeromodelismo: Today


martybalinEn Surrealistic Pillow todavía tiene mucha preeminencia Marty Balin, tanto como vocalista como compositor. En este disco compagina su faceta romántica con el rock más arrollador. A Balin, dentro de la banda, se le ha definido como el auténtico espíritu romántico de Jefferson Airplane. Según el gran Ángel Álvarez, el gran renovador de la radio española durante los años 60 y 70 con su “Caravana” (aunque otros se llevaran la fama y el reconocimiento, sin que esto suponga menoscabo en sus logros), que traía de una mano a los grandes folksingers y bandas de rock del extranjero y de la otra a los grandes cantautores españoles como Paco Ibáñez, cuando un aficionado le preguntó a Balin por el significado de una canción, éste respondió: “Es un cliché… Pero es amor”. Esa canción pudiera ser la que traigo hoy, “Today”, una composición junto a Paul Kantner en clave de folk-rock en la que participa el genial Jerry García, líder espiritual-musical de Grateful Dead, inseparables colegas de los Airplane, que, sin embargo, no fue acreditado en los créditos del disco (por causas ajenas al grupo); según Balin, la escribió emulando a su ídolo Tony Benett, que estaba grabando en la sala contigua.

Today

Today I feel like pleasing you more than before.
Today I know what I want to do but I don’t know what for.
To be living for you is all I want to do.
To be loving you it’ll all be there when my dreams come true.
Today you’ll make me say that I somehow have changed.
Today you’ll look into my eyes, I’m just not the same.
To be anymore than all I am would be a lie,
I’m so full of love I could burst apart and start to cry.
Today everything you want, I swear it all will come true.
Today I realize how much I’m in love with you.
With you standing here I could tell the world what it means to love.
To go on from here I can’t use words, they don’t say enough.
Please, please listen to me,
It’s taken so long to come true,
And it’s all for you… all for you….

Hoy

Hoy siento que te estoy complaciendo más que antes./ Hoy sé lo que quiero hacer, pero no sé para qué./ Vivir para ti es lo único que quiero hacer./ Amarte es todo lo que estará allí cuando mis sueños se hagan realidad./ Hoy me haces decir que de alguna manera he cambiado./ Hoy mirarás dentro de mis ojos, no soy el mismo./ Ser algo más de lo que he sido sería una mentira,/ estoy tan lleno de amor que podría derrumbarme y empezar a llorar./ Hoy todo lo que quieres, juro que se hará realidad. Hoy pienso lo mucho que estoy enamorado de ti./ Contigo estando aquí podría decirle al mundo lo que significa amar./ Para avanzar desde aquí no puedo usar palabras, no dicen lo suficiente./ Por favor, por favor escúchame:/ ha llevado mucho tiempo para hacerse verdad, y es todo por ti… todo por ti…

4897327587_acdf76fa21Casi recién grabado este disco, el grupo fue invitado a participar en el Festival de Monterey. A este festival fueron invitados casi todos los grupos punteros del momento, veteranos y noveles: las nuevas bandas de rock de San Francisco, los grupos de blues, los de folk-rock, los monstruosos grupos británicos (de los que sólo asistieron los Who y Eric Burdon con sus nuevos Animals)… Algunas de las grandes figuras, como Dylan, los Beatles y los Rolling Stones, por causas voluntarias e involuntarias, como un accidente, la decisión de renunciar a las giras para mejorar sus temas (los Beatles, además, sobre todo Paul McCartney, cedieron su lugar al gran guitarrista revelación: Jimi Hendrix) o una crisis interna derivada de los juicios por posesión de drogas. Estas ausencias permitieron fijar la atención en las nuevas revelaciones, y, aunque Jefferson Airplane  ya tenía un disco bien vendido y dos éxitos internacionales, se sentían muy impresionados y acomplejados por la abrumadora presencia de los veteranos como los Who y Eric Burdon. Lo que tal vez desconocían es que las bandas de San Francisco no eran desconocidas en el pop británico; quizás porque les recordaran a sus inicios (una escuela musical casi propia con localización regional), lo cierto es que estos veteranos, que habían inspirado a las nuevas bandas, admiraban profundamente esta nueva música y aspiraban a hacer algo parecido. Los músicos británicos soñaban con ir a San Francisco: John Lennon instaba a su banda a instalarse allí, cosa que no hicieron, pero George Harrison sí asistió una vez a una de esas reuniones, aunque quedara defraudado con el culto al LSD y a raíz de aquello dejara de tomarlo; algo parecido les sucedía a los Rolling Stones, sólo que por Brian Jones, quien asistió como espectador de honor a Monterey y fue el encargado de presentar al titánico Jimi Hendrix; y Eric Burdon, quien sí se instalaría por allí y escribió el himno del festival poco después, asombrado por lo que vio (los Byrds y los Airplane, Jimi Hendrix que prendió fuego al mundo, su Majestad Brian Jones…); y los Who, que aunque no se trasladarán a la ciudad californiana, actuaron alguna vez en sus salas de conciertos. Aunque aún no se lo imaginaran, la verdad es que su música tuvo un gran impacto sobre los grupos británicos, como los Beatles, cuya principal virtud fue la de recibir constantemente influencias; Paul McCartney confesaba que la idea del Sgt. Pepper’s Lonely Hearts Club Band estaba inspirada en estas bandas, de los que les llegaban la música y los carteles alucinantes de las salas de conciertos, y que el nombre del disco, el nombre de una banda de rock ficticia, estaba inspirado por los locos nombres de las bandas hippies: “Si existiera un grupo así, ¿cuál sería un nombre lo suficientemente loco?” (visto en el documental “The Beatles Anthology”)… Además, McCartney ha confesado su admiración por Jack Casady, bajista de Jefferson Airplane.

Volviendo al principio, los Jefferson Airplane fueron uno de los grupos más beneficiados por las grandes ausencias, concentrando sobre ellos la atención nacional e internacional, y sobre todo su solista femenina Grace Slick, como se verá a continuación:

Revolution


Siguiendo con esto del 68, pero esta vez a nivel "mundial" (por decirlo así y fijándonos sólo en la repercusión), traigo a colación una canción que ha sido bastante malinterpretada en cuanto a las intenciones de su autor, Mr. John Lennon. El éxito "Revolution" o "Revolution 1", de la que hay dos versiones: una en EP, que es la que cuelgo aquí, y otra en el LP como una especie de blues lento.
Tanto el título de la canción como su furiosa ejecución llama a engaños, y muchos podrían decir que la canción, más que "Revolución" debiera llamarse "Contra-revolución". La historia viene de la propia tensión surgida en el 68 entre la juventud tanto inglesa como estadounidense, entre los, digamos, "activistas" y los "pasotas". Los activistas, de tendencia generalmente comunista, pedían a los pasotas más implicación, y a los pasotas no les gustaban ciertos tonos de los activistas. Por eso, cuando estalló la tensión del 68, John Lennon escribió esta canción que podemos resumir como: "Decís que queréis una revolución… Pues, ¡no contéis conmigo!".

Revolution

You say you want a revolution
Well, you know
We all want to change the world
You tell me that it’s evolution
Well, you know
We all want to change the world
But when you talk about destruction
Don’t you know that you can count me out
Don’t you know it’s gonna be all right
all right, all right

You say you got a real solution
Well, you know
We’d all love to see the plan
You ask me for a contribution
Well, you know
We’re doing what we can
But when you want money
for people with minds that hate
All I can tell is brother you have to wait
Don’t you know it’s gonna be all right
all right, all right
Ah

ah, ah, ah, ah, ah…

You say you’ll change the constitution
Well, you know
We all want to change your head
You tell me it’s the institution
Well, you know
You better free you mind instead
But if you go carrying pictures of chairman Mao
You ain’t going to make it with anyone anyhow
Don’t you know it’s gonna be all right
all right, all right
all right, all right, all right
all right, all right, all right

Revolución

Dices que queréis una revolución./ Bueno, ya sabess/ que todos nosotros queremos cambiar el mundo./ Me dicess que es la evolución./ Bueno, ya sabes/ que todos nosotros queremos cambiar el mundo./ Pero cuando hablas de destrucción/ no sabes que no vas a contar conmigo,/ no sabes que va a ir bien.// Dices que tenéis una solución auténtica./ Bueno, sabes/ que nos encantaría ver el plan./ Me pides una contribución./ Bueno, sabes/ que hacemos los que podemos./ Pero cuando quieres dinero/ para gente con mentes que odian/ todo lo que puedo decir es "hermano, tendrás que esperar".// Dices que cambiarás la Constitución/ Bueno, sabes/ que todos queremos cambiarte la mente./ Me dices que es la institución./ Bueno, sabes/ mejor es que liberaras tu mente en lugar de eso./ Pero si vas llevando fotos del presidente Mao,/ no la vas a hacer con nadie de ninguna manera./ No sabes que va a ir todo bien.

John Lennon & Paul McCartney
A %d blogueros les gusta esto: